Investigación de usuario para todos los bolsillos

No te creas que hacer un estudio de usuario es sólo sentarse a hacer entrevistas a los participantes. La entrevista es únicamente una parte de todo el proceso.
0 Shares
0
0
1
0
0

No te creas que hacer un estudio de usuario es sólo sentarse a hacer entrevistas a los participantes. La entrevista es únicamente una parte de todo el proceso.

La razón por la cual es importante hacer estudios de usuario (user research) es para poder entender las necesidades, satisfacciones y metas de tu público objetivo. Esto nos ayudará a tener claro el concepto de nuestro producto. Y no sólo para ti como diseñador, sino también para todo tu equipo.

¿Cómo hacemos un estudio de usuario?

Hay muchísimas técnicas para entender las percepciones del usuario, desde encuestas, tarjetas clasificadoras o grupos enfocados. Pero hoy vengo a hablarte sobre la metodología al estilo guerrilla. Interesante, ¿no?

La técnica al estilo guerrilla es perfecta para aquellos equipos con escaso tiempo, que tengan limitaciones de recursos o presupuesto. Hasta una startup en sus tempranos días podría implementarlo en su proceso. ¡No hay excusas señores!

Os ayudará en cuestiones como:

– ¿Funciona el modelo de negocio? ¿El usuario estaría dispuesto a pagar por el producto? ¿Hay otras opciones para generar ingresos?

– ¿Está mi producto enfocado al correcto segmento de usuarios?

– ¿Estamos solucionando problemas comunes que tiene el usuario con nuestro producto? ¿Las propuestas de diseño del prototipo están siendo consideradas por el usuario?

Ahora que te he convencido, es el momento de explicarte como puedes llevarlo a cabo. En solo tres fases, tu user research al estilo guerrilla estará hecho.

1. Planificación

Esta fase es la más complicada ya que es clave para que todo el estudio se realice con sentido.

PASO 1. OBJETIVOS

Determina los objetivos del estudio. Debes definir los aspectos que quieres investigar en el estudio. Lo que quieres conseguir al terminar todo el proceso.

La pregunta clave es: “¿Qué es lo más importante que necesito saber para determinar si el producto va a tener algún valor o viabilidad?”. Esto quiere decir que si hay algún aspecto de riesgo en tu producto o algo que se ha asumido que no está del todo claro, en este punto del proceso podrás estudiarlo.

Revisa tu producto y marca esa duda como objetivo para el estudio.

PASO 2. PREPARAR ENTREVISTA + PROTOTIPO

Prepara las preguntas que harás en la entrevista. También tienes que tener en cuenta la demostración que harás con tu prototipo. Para ello puedes usar alguna herramienta de prototipado con la que podrás tener una versión clickable y así no tener que usar tiempo de los desarrolladores para hacer el estudio. O bien usar imágenes estáticas. Todo dependerá de las preguntas en tu entrevista.

Debes tener en cuenta que no se trata de poner tu prototipo a más de 1.000 usuarios por día. En el estilo guerrilla tratarás de interactuar con entre 5 o 10 participantes para obtener unos resultados lo más acertados a la realidad.

Si nos basamos en lo recomendado (según The Nielsen Normal Group), vas a obtener resultados repetidos una y otra vez a partir de más de 5 participantes en un estudio de usabilidad. Por lo tanto, con solo testar tu prototipo con 5 usuarios, será suficiente.

En un estudio de usabilidad, tú observas como el usuario va haciendo las tareas que le vas encargando. Mira un ejemplo AQUÍ (está en inglés, pero es muy visual).

PASO 3. CONSEGUIR + CITAR PARTICIPANTES

Primero debemos elegir el lugar de encuentro donde se va a llevar a cabo el estudio de usuario. Y ten lista toda la logística que necesitarás para el día concreto.

Por ejemplo, si has decidido que quieres grabar tu estudio con una grabadora de audio, haz una prueba en el sitio donde harás la entrevista previamente para asegurarte de que se escucha bien con el ruido ambiente.

Para conseguir participantes puedes poner anuncios en el sitio donde se llevará a cabo el estudio, por ejemplo una cafetería. También puedes publicar en redes sociales el lugar/hora del estudio. Otra idea es crear algún anuncio online en tu barrio o ciudad para que se ofrezcan participantes. Recuerda, esto es el estilo guerrilla a tope.

Una vez que tengas una lista con todos los participantes interesados en hacer tu estudio de usuario, es hora de cribar y seleccionar aquellos que se acerquen más a tu público objetivo. Organízalos y cítalos con orden para el día del estudio en tu lugar de encuentro elegido.

Esta fase durará aproximadamente 1 o 2 semanas. Ya sabes que como otra cualquier metodología, esto depende del tamaño del equipo y el número de participantes.

2. Entrevista

¡Y por fin llegamos a la famosa entrevista!

De entre todas las fases, esta creo que es la más temida. Pero si tienes todo bien coordinado, no debe suponerte muchas trabas.

Imaginemos que hemos preparado un estudio de usuario al estilo guerrilla en una cafetería de co-working en Berlín. Intento llegar al sitio al menos media hora antes de la cita con los participantes. Encuentro una buena mesa, en el área más tranquila y menos transitada del local. Olvídate de entradas, salidas o cerca de la barra.

Es necesario que tu participante esté libre de distracciones durante la sesión. Por lo tanto, elijo un asiento de espaldas a la pared, así el participante solo me tendrá a mi en su visión y la pared de fondo.

No te tengo que recordar que todos los dispositivos deben estar al 100% de batería, ¿verdad? Aún así busco enchufes cercanos…

Reviso si la conexión WIFI del sitio es buena. Y al pedir un café notifico al camarero que llevaré a cabo un user research. De otra manera podrá interrumpirme tratando de averiguar qué hago tanto tiempo en su cafetería. Intentaré no olvidarme de darle buena propina al acabar 🙂

Con cada participante pongo la grabadora de audio o cámara de video ON y empiezo.

Sé agradable con tus participantes desde el principio, pero profesional. Intenta no empezar con mucha charla, ve al grano cuanto antes y enfócate en el estudio. No has quedado con tu mejor amigo para hablar sobre el tiempo.

Empieza la entrevista con una pequeña introducción que resuma:

  • Tu rol.
  • Informar de que no le estás evaluando a él, sino al producto.
  • La razón por la que el participante está en ese estudio. Básicamente mejorar la experiencia para otros usuarios.
  • Explicación de la estructura de la entrevista.
  • Recalcar la libertad que tiene de dar su sincera opinión.
  • Recordarle que va a ser grabado, pero que será para uso interno, no será compartido en internet de ninguna manera.
  • Resaltar el carácter anónimo del estudio.

Y, por supuesto, preguntar si hay alguna duda antes de empezar.

Al acabar la entrevista asegúrate de compensarle por su tiempo. Esto depende mucho de cada uno, al menos trata de que el participante haya quedado satisfecho con el pago, en cualquiera de las formas que haya sido acordado (almuerzo, cafés, dinero efectivo…).

Esta fase te llevará más o menos un día de trabajo.

3. Análisis

En esta fase necesitarás revisar todo el material que has recibido en cada entrevista, obtener todos los puntos de vista o decisiones de los demás miembros del equipo que hayan participado en el estudio y finalmente sintetizar y llegar a conclusiones sobre lo que se ha analizado.

Es el momento de responder si has conseguido tus objetivos satisfactoriamente.

En total, toda esta fase puede durar de dos a cuatro horas.

Como ves, todo este post ha sido una breve explicación de todo lo que rodea a un user research al estilo guerrilla sin entrar en detalles de cómo debe ser la entrevista en sí misma.

De igual importancia, ¿no crees?

1 Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *